¡Cuidado! El trastorno de la conducta del sueño REM puede estar indicando que algo no va bien en tu cerebro.


El trastorno de la conducta del sueño REM puede anteceder en años a la aparición de enfermedades neurológicas como el párkinson. En otras ocasiones puede ser el efecto secundario de una medicación.

sueño REM

Cuando estamos dormidos pasamos por dos estados fundamentales. Estos estados son diferenciados a grandes rasgos por un elemento distintivo, la presencia de movimientos oculares rápidos.

Así, existe una fase en la que los ojos se mueven rápidamente y nuestras neuronas trabajan tan intensamente como cuando estamos despiertos, a esta fase se le denomina sueño REM, por las siglas en inglés de rapid eye movements.

También existe el sueño no REM o sin movimientos oculares rápidos, donde la actividad cerebral es mucho menor.

Una característica peculiar del sueño REM es que en esta fase ocurre esa suerte de película en 3D que vivimos cada noche y que también llamamos sueño.

En ese momento, los neurotransmisores que estimulan las neuronas motoras están inhibidos, lo que provoca una suerte de parálisis muscular. Debido a esto no salimos corriendo de veras cuando soñamos con un peligro. Pero esta parálisis puede no ocurrir en ciertas personas. Y esa no es una buena señal.

También te puede interesar leer: Dime cómo duermes y te diré tu riesgo de alzhéimer: una revisión a la relación neurodegeneración-ritmos circadianos y sueño.

Trastornos del comportamiento del sueño REM

Cuando la parálisis característica del sueño REM no ocurre, o solo ocurre en parte, la persona estará en condiciones, más bien en peligro, de actuar su sueño mientras cree estar seguramente acostado en su cama. En ese caso, hablamos de la presencia de un trastorno del sueño REM.

Las personas con este trastorno tienen sueños muy vívidos; gritan, se muestran agitados y hasta llegan a golpear a quienes tienen por compañero de cama.

En algunas ocasiones el trastorno del sueño REM se debe a la ingestión de determinados fármacos como los usados para la depresión (tricíclicos, inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina) que ocasionan esta reacción.

sueño REM

En esos casos hablamos de que el trastorno es agudo o subagudo. En la mayoría de estos la sintomatología desaparece al retirarse el fármaco.

En otros casos ocurre la forma denominada idiopática, donde no puede establecerse una causa, pero que tras el seguimiento de algunos años suele desembocar en trastornos neurológicos.

En esas circunstancias, los trastornos del comportamiento del sueño REM pudieran considerarse un síntoma temprano de enfermedades neurológicas.

También te puede interesar leer: Sueño y vejez: estos son los cambios que se experimentan

Relación entre los trastornos del comportamiento del sueño REM y condiciones neurológicas degenerativas.

Esta relación no está del todo clara pero sí se considera frecuente que, con un promedio que va de 5 a 11 años, los trastornos del comportamiento del sueño REM precedan a la aparición de como la enfermedad de Parkinson, la atrofia multisistémica, la demencia difusa de cuerpos de Lewy y el síndrome Shy-Drager.

En el caso específico de la enfermedad de Parkinson se habla de un promedio de entre 12 y 13 años desde el inicio de los síntomas del trastorno del comportamiento del sueño REM hasta la aparición de los primeras manifestaciones motoras.

Es importante hacer énfasis en que no todas las personas con trastorno del sueño REM terminarán desarrollando párkinson o alguna otra enfermedad neurológica, solo que su riesgo es mayor.

Tratamiento de los trastornos del comportamiento del sueño REM

 La elección del tratamiento depende de la intensidad de las conductas.

Si existe riesgo de sufrir alguna lesión, si las pesadillas son muy molestas o existen comportamientos que afectan al compañero de cama, se recomienda el clonazepam, un medicamento que no suele generar tolerancia ni abuso, aunque como todo psicofármaco se asocia a efectos secundarios indeseados.

En otros casos suele bastar con medidas preventivas, como apartar los muebles de la cama, que las parejas duerman en camas separadas, colocar barandillas a la cama o colchones en el suelo.

También te puede interesar leer: Trastorno de la conducta del sueño REM en personas con enfermedad de Parkinson.

Referencias bibliográficas

Idiopathic REM sleep behavior disorder as a long-term predictor of neurodegenerative disorders. Disponible en https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC3405405/

Iranzo, A. (2013). El trastorno de conducta del sueño REM. REV. MED. CLIN. CONDES, 24(3), 463-472.

Nota importanteTiTi es estrictamente un sitio online de noticias e información. No proporciona consejos médicos específicos, diagnóstico o tratamiento. Este contenido no pretende ser un sustituto de consejo médico profesional, diagnóstico o tratamiento. Siempre busque el consejo de su médico u otro proveedor de salud calificado con cualquier pregunta que pueda tener sobre una condición médica. Nunca ignore los consejos médicos o la demora en buscarlo debido a algo que haya leído en este sitio web.
Búsqueda por etiquetas: